Entorno

Entorno

La mayor parte de nuestros apartamentos se sitúan en Casar de Cáceres, localidad rural situada al noroeste de la capital cacereña, tiene un término municipal de 129 km y 4879 habitantes.

Por esta población atraviesan las carreteras N-630, CCv 75, CCv 122, CCv 38 y Autovía de la Plata, disponiendo de un enlace directo con Ronda Norte de Cáceres.

La actividad económica principal es la ganadería por lo que es habitual la visión de vacas y ovejas pastando en los campos colindantes con el núcleo urbano.

La vegetación predominante es la encina junto con el monte bajo de cantuesos, retamas, paisaje de Dehesa en el Monte y en el lugar denominado Jara los Quercus comparten el suelo con infinidad de variedad de flora mediterránea.

La zona ribereña es refugio de rapaces como alimoche, águila real, cigüeña negra... Entre los mamíferos del jabalí, la gineta y en la zona de los llanos podemos ver aves esteparias como avutardas y sisones en el espacio protegido conocido como ZONA DE ESPECIAL PROTECCION DE AVES (Z.E.P.A.) de los llanos de Cáceres y Sierra de Fuentes.

El municipio cuenta con numerosas instalaciones deportivas:

Campo de futbol con cesped artificial
Pista de atletismo
Pistas polideportivas municipales exteriores (tenis y fútbol sala)
Pista de pádel
Pista de voley
Rocódromo exterior
Pabellón polideportivo
Pista de baloncesto
Gimnasio gerontológico

La gastronomía del municipio es amplia y variada, como la de toda la región, siendo reseñables los siguientes productos:

Torta del Casar Originaria de este municipio
Tencas en escabeche o fritas
Dulces: Las rosquillas de alfanjor, los roscos blancos, roscos de vino, perrunillas y torta borracha

A aproximadamente 10km se encuentra la ciudad de Cáceres, capital de provincia. Esta ciudad fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 1986, siendo el mayor conjunto monumental de España y el tercero mayor de toda europa, solamente tras Praga y Tallin. Este conjunto monumental se ha conservado perfectamente, desplazándo al visitante varios siglos atrás al recorrer sus calles.

El origen de la zona monumental es romano, del sigo I a.c., aunque de esta civilización apenas quedan restos (principalmente una de las puertas de la muralla y las bases de las torres que rodean la ciudad monumental). Las principales arquitecturas que se conservan son las musulmanas y cristiana.

Los musulmanes refundaron la ciudad en el siglo XII sobre los restos romanos y visigodos. Entre los restos árabes destacan el aljibe, que es el más grande de España y segundo mejor conservado del mundo, y todas las torres de la muralla exterior, hechas originariamente de adobe (la torre de Bujaco, situada en la Plaza Mayor, fue remodelada en el siglo 18 para cubrirla de piedra).

Tras la conquista en el siglo XIII de la ciudad por parte de los cristianos, se reforma la muralla y construyen una gran cantidad de palacios y edificios religiosos, actualmente en un excelente estado de conservación. Destacan todos los palacios (en su mayoría con torres desmochadas por orden de Isabel La Católica, a excepción de la torre de las Cigueñas)